Generalidades del tema

La terapia cognitivo-conductual y los inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (SSRI, por sus siglas en inglés) son los tratamientos más eficaces para el trastorno por estrés postraumático. Es posible que la terapia de desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares (EMDR, por sus siglas en inglés) también funcione. Otros tipos de asesoría psicológica pueden ser útiles para la recuperación del trastorno por estrés postraumático (PTSD, por sus siglas en inglés). Pero se necesita más evidencia para respaldar estos otros tratamientos para el PTSD.

Terapia grupal

Muchas personas desean hablar acerca de su trauma con otras que han tenido experiencias similares.

En la terapia grupal, usted habla con un grupo de personas que también han pasado por un trauma y tienen PTSD. Es posible que compartir su historia con otras personas le ayude a sentirse más cómodo cuando habla acerca de su trauma. Esto puede ayudarle a sobrellevar sus síntomas, recuerdos y otras partes de su vida.

La terapia grupal le ayuda a construir relaciones con otras personas que entienden lo que le pasó a usted. Usted aprende a manejar emociones, como la vergüenza, la culpa, la ira, la rabia y el miedo. Compartir con el grupo también puede ayudarle a construir confianza en sí mismo y en los demás. Usted aprenderá a concentrarse en su vida actual, en lugar de sentirse abrumado por el pasado.

Terapia familiar

El PTSD puede tener un impacto en toda su familia. Es posible que sus hijos o su pareja no entiendan por qué usted se enoja a veces o por qué usted tiene tanto estrés. Pueden sentirse asustados, culpables o incluso enojados por su afección.

La terapia familiar es un tipo de asesoría psicológica que involucra a toda su familia. Un terapeuta les ayuda a usted y a su familia a comunicarse, mantener buenas relaciones y sobrellevar emociones difíciles. Su familia puede aprender más acerca del PTSD y de cómo se trata.

En la terapia familiar, cada persona puede expresar sus miedos e inquietudes. Es importante ser honesto acerca de sus sentimientos y escuchar a otras personas. Usted puede hablar acerca de sus síntomas de PTSD y de qué los desencadena. Usted también puede hablar sobre las partes importantes de su tratamiento y recuperación. Al hacer esto, su familia estará mejor preparada para ayudarle.

Usted puede considerar la posibilidad de tener terapia individual para sus síntomas de PTSD y terapia familiar para ayudarle con sus relaciones.

Desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares (EMDR)

La desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares (EMDR, por sus siglas en inglés) es otro tipo de terapia para el PTSD. Al igual que otros tipos de asesoría psicológica, puede ayudarle a cambiar cómo reacciona ante recuerdos de su trauma.

Mientras habla de sus recuerdos, se centrará en estímulos, como movimientos de los ojos, golpes suaves con las manos y sonidos. Por ejemplo, su terapeuta moverá la mano cerca de la cara de usted, y usted seguirá este movimiento con los ojos. También aprenderá habilidades para ayudarle a relajarse y a manejar la angustia emocional.

Los médicos piensan que centrarse en movimientos de las manos o en sonidos mientras usted habla sobre un evento traumático con el tiempo puede ayudar a cambiar la manera en que usted reacciona a los recuerdos de su trauma. Pero los expertos aún están tratando de determinar cómo funciona la EMDR. La EMDR puede ayudarle a tener menos síntomas de PTSD. Pero las investigaciones también sugieren que los movimientos de los ojos no son una parte necesaria del tratamiento.

La EMDR puede no estar disponible en todas las clínicas u hospitales.

Para obtener más información, vea el tema Trastorno por estrés postraumático.

Información relacionada

Créditos

Revisado28 mayo, 2019

Autor: El personal de Healthwise
Evaluación médica: Adam Husney MD - Medicina familiar
Kathleen Romito MD - Medicina familiar
Jessica Hamblen PhD - Desórdenes de estrés postraumático