La recaída es la reaparición o el aumento de síntomas en una persona con una enfermedad después de un período de mejora.