Prostatectomía abierta para la hiperplasia prostática benigna

Saltar la barra de navegación

Generalidades

La prostatectomía abierta es la extirpación quirúrgica de la próstata. Se hace con anestesia general o raquídea. Por lo general, se hace una incisión en la parte baja del abdomen, aunque a veces la incisión se hace entre el recto y la base del pene. Puede colocarse una sonda en la vejiga a través de la piel en la parte inferior del abdomen para ayudar a irrigar la vejiga (lavado vesical postoperatorio) y otra sonda sale del pene para drenar la orina. Este procedimiento requiere una estancia hospitalaria y un período de recuperación ligeramente más largos que la resección transuretral de la próstata (TURP, por sus siglas en inglés).

La prostatectomía abierta no se hace con mucha frecuencia para la hiperplasia benigna de la próstata. Puede recomendarse si:

  • Usted tiene la próstata muy grande.
  • Tiene divertículos vesicales (bolsas en la pared de la vejiga) o cálculos vesicales.
  • La TURP no es posible por otra razón.

Una prostatectomía también reduce las probabilidades de que se necesite otra cirugía, lo cual es un problema potencial cuando se usa la TURP.

Si lo han tratado debido a un cáncer de próstata, no se puede hacer una prostatectomía abierta.

Qué esperar después

La prostatectomía abierta requiere una estancia hospitalaria de varios días. Se deja colocada una sonda por entre 3 y 5 días. Podría volver a su hogar con una sonda urinaria puesta. Su médico le dará instrucciones sobre cómo cuidar la sonda en el hogar.

Por qué se hace

La prostatectomía abierta suele usarse para los hombres que desean operarse para tratar sus síntomas de hiperplasia prostática benigna (BPH, por sus siglas en inglés) y cuya próstata se ha agrandado mucho.

Eficacia

La prostatectomía abierta casi siempre mejora los síntomas.nota 1

Riesgos

Los riesgos de la prostatectomía abierta incluyen:

  • La posible necesidad de una transfusión sanguínea. Ligeramente más hombres requieren una transfusión sanguínea después de la prostatectomía abierta que después de la TURP.
  • Incapacidad para tener relaciones sexuales debido a problemas de erección. Esto ocurre en menos de 5 de cada 100 hombres y es más frecuente en hombres mayores que en hombres más jóvenes.nota 2
  • Una fuerte necesidad de orinar (vejiga hiperactiva), lo que también puede provocar fugas de orina (incontinencia imperiosa). Esto suele mejorar en cuestión de semanas o meses.
  • Incapacidad total o parcial para retener la orina (incontinencia).
  • Eyaculación del semen en la vejiga en lugar de a través del pene (eyaculación retrógrada). Esto ocurre en 80 a 90 de cada 100 hombres que se someten a una prostatectomía abierta. Aunque esto no es dañino, puede causar problemas de fecundidad.

Para pensar

La cirugía no suele ser necesaria para tratar la BPH, pero algunos hombres pueden optar por ella. Optar por operarse depende en gran medida de sus preferencias y de lo tranquilo que se sienta con la idea de operarse. Los factores a considerar incluyen sus expectativas sobre los resultados, la gravedad de sus síntomas y la probabilidad de tener complicaciones.

Los hombres que tienen síntomas graves antes de la cirugía suelen experimentar una gran mejoría en la calidad de vida después de operarse. Los hombres cuyos síntomas son leves tal vez encuentren que la cirugía no mejora demasiado su calidad de vida. Quizá deseen reflexionar cuidadosamente antes de decidir operarse para tratar la BPH.

Referencias

Citas bibliográficas

  1. AUA Practice Guidelines Committee (2010). AUA guideline on management of benign prostatic hyperplasia. Chapter 3: Results of the treatment outcomes analyses. Available online: http://www.auanet.org/content/guidelines-and-quality-care/clinical-guidelines.cfm?sub=bph.
  2. Han M, Partin AW (2012). Retropubic and suprapubic open prostatectomy. In AJ Wein et al., eds., Campbell-Walsh Urology, 10th ed., vol. 3, pp. 2695–2703. Philadelphia: Saunders.

Créditos

Revisado: 11 febrero, 2020

Autor: El personal de Healthwise
Evaluación médica: E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Adam Husney, MD - Medicina familiar
J. Curtis Nickel, MD, FRCSC - Urología




La Enciclopedia de salud contiene información general de salud. No todos los tratamientos o servicios descritos son beneficios cubiertos para los miembros de Kaiser Permanente ni se ofrecen como servicios de Kaiser Permanente. Para obtener una lista de beneficios cubiertos, consulte su Evidencia de cobertura o Descripción resumida del plan. Para los tratamientos recomendados, consulte con su proveedor de atención médica.