Fumar durante el embarazo

Foto de una fruta o verdura

Cuando fuma, también lo hace su bebé

No dejaría que su bebé recién nacido fume un cigarrillo. ¿Pero sabía que es igual de importante no exponer a su bebé al humo antes de que nazca?

Razones para dejar de fumar

Heart shape on bellyFumar no solo le hace daño a su salud, también pone en riesgo su embarazo y su bebé. El humo del cigarrillo contiene sustancias tóxicas, como la nicotina y el monóxido de carbono, el mismo gas que libera el tubo de escape del automóvil. Estas sustancias tóxicas ingresan a la placenta e impiden que el bebé obtenga alimento y oxígeno.

Hay más probabilidades de que pierda su bebé durante el embarazo si fuma. Además, es más probable que su bebé:

Dejar de fumar lo más pronto posible le traerá más beneficios a usted y a su bebé.

Pero tenga en cuenta que dejar de fumar lo más pronto posible le traerá más beneficios a usted y a su bebé. Según un Kaiser Permanente studyUn servicio de la Kaiser Permanente Kaiser Permanente News Center. Por favor revise la política de privacidad y condiciones de uso, ya que difieren de las de este sitio., las mujeres embarazadas que reciben tratamiento para fumadores en las primeras etapas de su embarazo pueden tener los mismos resultados en su salud que las mujeres embarazadas que no fuman.

Lo mejor es dejar de fumar antes de quedar embarazada. Pero para las mujeres que ya están embarazadas, dejar de fumar lo antes posible puede ayudar a protegerla de algunos problemas de la salud, como bajo peso del bebé al nacer.

Sabemos que no es fácil, pero tenemos clases de apoyo cerca de usted y otros recursos para ayudarla a dejar de fumar.

No volver a fumar

Si usted ya ha dejado de fumar, ¡felicitaciones! Es importante no volver a fumar después del nacimiento de su bebé. Fumar daña su salud y la de su familia, en especial, la de su bebé recién nacido.

Los bebés tienen vías respiratorias y pulmones muy pequeños que se vuelven aún más pequeños cuando inhalan aire con humo. Los niños que son fumadores pasivos durante el crecimiento tienen 4 veces más infecciones respiratorias (infecciones en los pulmones, en los senos nasales y en los oídos) que los niños que provienen de familias donde nadie fuma.

Si usted está amamantando, tiene aún más razones para no volver a fumar después del nacimiento de su bebé. La nicotina es una sustancia tóxica en los cigarrillos. Si usted fuma, su bebé toma la leche materna con la sustancia tóxica.

Es más fácil no fumar cuando está rodeada de otras personas que no fuman. Incentive a otras personas a no fumar de la siguiente manera:

  • pidiéndoles a su pareja y a otros miembros de la familia que dejen de fumar con usted
  • pidiéndoles a los miembros de la familia o a los invitados que no fumen en su hogar, o que salgan a fumar afuera
  • pidiéndoles a su familia, amigos, niñeras y trabajadores de cuidado de niños que no fumen en ningún lugar cerca de su bebé, incluso cuando estén afuera
  • prohibiéndoles a todos que fumen en su automóvil

Recuerde: más de un millón de personas dejan de fumar cada año. Incluso si antes intentó dejar de fumar y no perduró, es importante seguir intentando. La mayoría de las personas que intentan dejar de fumar a la larga lo logran, y usted puede lograrlo también.

Fuentes: Adaptado del material original protegido por derechos de autor de The Permanente Medical Group, Inc.

Revisado en inglés por: Jeff Convissar, MD, noviembre de 2015
Revisores adicionales de Kaiser Permanente

© 2015 Kaiser Permanente

Programas prenatales

Clases y programas sobre embarazo, parto y atención al bebé cerca de usted.

Controle su embarazo en línea

Use kp.org para hacer citas, enviar correos electrónicos a su médico, obtener resultados de pruebas y más.