Fibromialgia

Foto de una fruta o verdure

Vivir con fibromialgia es más que solo sentir dolor. También puede experimentar rigidez, problemas para conciliar el sueño, cansancio, ansiedad o depresión. La fibromialgia es especialmente difícil debido a que los médicos no conocen su causa y aun no existe la cura. Sin embargo, puede hacer algunas cosas que le ayuden a manejar los síntomas.

Mente y cuerpo

La relajación y el alivio del estrés pueden hacer una gran diferencia en los síntomas de la fibromialgia. Estos no solo calman el dolor: también le ayudan a dormir mejor, a sentirse más tranquilo y a mejorar su estado de ánimo.

  • Cree un espacio relajante para dormir y practique buenos hábitos de sueño. Dormir bien es clave para manejar los síntomas de la fibromialgia.
  • Los podcasts de visualización guiada, diseñados para manejar el dolor, aliviar el estrés y la ansiedad, y dormir mejor, pueden ayudarle a relajarse y a calmar el cuerpo.
  • Care for Pain es un programa personalizado en línea que puede ayudarle a sobrellevar el dolor y a manejar los síntomas sin el uso de medicamentos.
  • Relax le enseña maneras para reducir el estrés y la ansiedad. Fue creado teniendo en cuenta sus necesidades.

Terapias

Por lo general, el dolor y la sensibilidad por fibromialgia se tratan con estiramientos, yoga, masajes y acupuntura. Estos tratamientos ayudan a que el organismo produzca analgésicos naturales, mientras se relajan las articulaciones y los músculos, y se mejora el movimiento.

Encuentre información acerca de las terapias y tratamientos alternativos para el dolor.

Ejercicio

A pesar de que la fibromialgia puede causar dolor al estar en movimiento, el ejercicio regular mejora el dolor con el tiempo. Intente hacer ejercicio 3 veces a la semana, pero evite hacer el mismo movimiento varias veces en un período corto de tiempo. Esto podría empeorar los síntomas.

Encuentre maneras de moverse sin forzar las articulaciones ni los músculos, como:

  • caminatas
  • ejercicios en el agua
  • bicicleta fija
  • yoga
  • tai-chi

Hable con su médico acerca de otras formas de permanecer activo con fibromialgia.

Medicamentos

Quizás ya se ha dado cuenta de que los analgésicos comunes no le ayudan a mitigar los síntomas de la fibromialgia o lo hacen, pero no del todo. Esto se debe a que el dolor por fibromialgia funciona de manera distinta a otros tipos de dolor. Es posible que también experimente una reacción fuerte a los efectos secundarios de los medicamentos, como náuseas, comezón y estreñimiento.

  • Los medicamentos anticonvulsivos han desmostrado ser de ayuda en algunas personas. La pregabalina, la duloxetina y el milnaciprán están aprobados por la FDA (Food and Drug Administration, Administración de Fármacos y Alimentos) para el tratamiento de la fibromialgia.
  • Las inyecciones en los “puntos gatillo” pueden ser una alternativa a las pastillas. Funcionan como reductores del dolor en un área específica a corto plazo (de 2 a 3 meses). Estas pueden ser dolorosas, pero valen la pena.

Su médico quizás le recete ayudas para dormir que pueden ofrecerle un mayor descanso nocturno.

Encuentre información acerca de medicamentos para el dolor comunes, terapias alternativas y lo que puede hacer en el hogar para aliviar el dolor.

Obtenga más información acerca de la fibromialgia.

Revisado en inglés por: Andrew Bertagnolli, PhD, noviembre de 2015
Revisores adicionales de Kaiser Permanente

© 2015 Kaiser Permanente

Tome medidas