Injerto de derivación de las arterias coronarias: Qué esperar en el hogar

Saltar a la barra de navegación

Su recuperación

Enfermedad de las arterias coronarias

El injerto de derivación ("bypass") de las arterias coronarias (CABG, por sus siglas en inglés) es una cirugía para tratar una enfermedad de las arterias coronarias. Con la cirugía se logra que la sangre haga un desvío, o derivación, alrededor de una o más arterias coronarias estrechadas u obstruidas. Las arterias coronarias son los vasos sanguíneos que llevan la sangre al corazón. Su médico hizo la cirugía a través de un corte, llamado incisión, en el pecho.

Se sentirá fatigado y adolorido durante las primeras semanas después de la cirugía. Podría sentir algunos dolores breves y agudos en cualquiera de los dos lados del pecho. Podría tener dolor en el pecho, los hombros y la parte superior de la espalda. La incisión en su pecho y la zona de donde le extrajeron la vena sana, podrían estar adoloridas o hinchadas. Estos síntomas generalmente mejoran después de 4 a 6 semanas.

Es probable que pueda hacer muchas de sus actividades habituales después de 4 a 6 semanas. Sin embargo, no podrá levantar objetos pesados o hacer actividades que impliquen un esfuerzo para su pecho o los músculos de la parte superior del brazo durante 2 o 3 meses. Quizá al principio note que se fatiga con facilidad y que necesita descansar con frecuencia. Podría tomarle 1 o 2 meses recuperar la energía.

Algunas personas notan que están más sensibles después de la cirugía. Podría llorar con facilidad o estar emotivo de manera inusual. Esto es común y podría durar hasta un año. Algunas personas se deprimen después de la cirugía de injerto de derivación de las arterias coronarias. Hable con su médico si la tristeza persiste o está preocupado por cómo se siente. El tratamiento y otras formas de apoyo pueden ayudarle a sentirse mejor.

Aunque la cirugía podría mejorar los síntomas, será necesario que haga cambios en su estilo de vida para reducir el riesgo de un ataque al corazón o un ataque cerebral. Será importante que siga una dieta saludable para el corazón, haga ejercicios de manera regular, no fume, tome los medicamentos para el corazón y reduzca el estrés.

Es probable que comience un programa de rehabilitación cardíaca en el hospital. Usted continuará con este programa de rehabilitación después de regresar a su hogar para ayudarle a recuperarse y a prevenir problemas del corazón. Hable con su médico acerca de si la rehabilitación es adecuada para usted.

Esta hoja de cuidados le da una idea general del tiempo que le llevará recuperarse. Sin embargo, cada persona se recupera a un ritmo diferente. Siga los pasos que se mencionan a continuación para recuperarse lo más rápido posible.

¿Cómo puede cuidarse en el hogar?

Actividad

  • Descanse cuando se sienta cansado. Dormir lo suficiente le ayudará a recuperarse. Trate de dormir boca arriba durante 4 a 6 semanas mientras su esternón sana. Generalmente lleva de 4 a 6 semanas.
  • Intente caminar todos los días. Comience caminando un poco más de lo que caminó el día anterior. Poco a poco, aumente la distancia. Caminar aumenta el flujo de sangre y ayuda a prevenir la neumonía y el estreñimiento.
  • Evite las actividades vigorosas, como montar en bicicleta, trotar, levantar pesas o hacer ejercicios aeróbicos intensos, hasta que su médico lo autorice.
  • Durante 3 meses, evite las actividades que impliquen un esfuerzo para los músculos del pecho o de la parte superior del brazo. Esto incluye cortar el césped, pasar la aspiradora, lavar los pisos o jugar al golf o al tenis.
  • Durante 2 o 3 meses, evite levantar cualquier cosa que implique un esfuerzo. Esto puede incluir un niño, bolsas de compras y recipientes para leche pesados, mochilas o maletines pesados, o bolsas de arena para excrementos de gato o alimento para perros.
  • Coloque una almohada sobre la incisión en el pecho y sosténgala firmemente al toser o respirar profundamente. Esto brindará contención al pecho y reducirá el dolor.
  • Haga ejercicios respiratorios en su hogar como le indicó su médico. Esto ayudará a prevenir la neumonía.
  • Pregúntele a su médico cuándo puede volver a conducir.
  • Es probable que necesite ausentarse del trabajo de 4 a 12 semanas. Esto depende del tipo de trabajo que haga y cómo se sienta.
  • Puede ducharse como de costumbre. Seque la incisión con toques suaves de toalla. No se bañe en una tina durante las primeras 3 semanas o hasta que su médico lo apruebe.
  • No nade ni use una bañera de hidromasaje durante 1 mes como mínimo, o hasta que su médico le indique que puede hacerlo.
  • Pregúntele a su médico cuándo puede tener relaciones sexuales.

Alimentación

  • Siga una dieta saludable para el corazón que sea baja en grasas. Si no ha estado comiendo de esta forma, hable con su médico. Es posible que también desee consultar con un dietista. Un dietista puede ayudarle a aprender sobre alimentos saludables.
  • Beba abundantes líquidos (a menos que su médico le indique lo contrario).
  • Podría notar que no evacua el intestino con regularidad justo después de la cirugía. Esto es común. Trate de evitar el estreñimiento y de no hacer esfuerzos cuando evacua el intestino. Tal vez desee tomar un suplemento de fibra todos los días. Si no ha evacuado el intestino después de un par de días, pregúntele a su médico si puede tomar un laxante suave.

Medicamentos

  • Su médico podría recetarle medicamentos para prevenir los coágulos de sangre, mantener los latidos del corazón constantes, y reducir la presión arterial y el colesterol. Tome sus medicamentos exactamente como le fueron recetados. Llame a su médico si cree estar teniendo problemas con su medicamento.
  • Tome los analgésicos (medicamentos para el dolor) exactamente según las indicaciones.
    • Si el médico le recetó un analgésico, tómelo según las indicaciones.
    • Si no está tomando un analgésico recetado, pregúntele a su médico si puede tomar uno de venta libre.
    • No tome aspirina, ibuprofeno (Advil, Motrin), naproxeno (Aleve) ni otros antiinflamatorios no esteroideos (AINE) a menos que su médico le diga que puede hacerlo.
  • Si le parece que el analgésico le está produciendo malestar estomacal:
    • Tome el medicamento después de las comidas (a menos que su médico le haya indicado lo contrario).
    • Pídale al médico un analgésico diferente.
  • Si su médico le recetó antibióticos, tómelos según las indicaciones. No deje de tomarlos por el hecho de sentirse mejor. Debe tomar todos los antibióticos hasta terminarlos.

Cuidado de la incisión

  • Si tiene tiras de cinta adhesiva sobre las incisiones que hizo el médico, déjeselas puestas una semana o hasta que se caigan por sí solas.
  • Lave la zona a diario con agua jabonosa tibia y séquela con toques suaves de toalla. No use peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) o alcohol porque pueden retrasar la sanación. Puede cubrir la zona con un vendaje de gasa si supura o roza contra la ropa. Cambie el vendaje todos los días.
  • Mantenga la zona limpia y seca.
  • Si tiene una incisión en la pierna:
    • Use medias elásticas en las piernas durante el día en las 2 primeras semanas. Se las puede quitar por la noche para dormir.
    • Eleve las piernas por encima del nivel del corazón cada vez que se acueste durante las primeras 4 a 6 semanas.

Otras instrucciones

  • Mantenga un registro de su peso. Pésese todos los días a la misma hora, en la misma báscula y con la misma cantidad de ropa. Un aumento repentino de peso podría ser una señal de un problema en el corazón. Infórmele a su médico si tiene un aumento repentino de peso, como 3 libras (1.4 kg) o más en un período de 2 a 3 días.
  • No fume. Fumar puede hacer que su recuperación sea más difícil y aumentará las probabilidades de que sus arterias se vuelvan a estrechar. Si necesita ayuda para dejar de fumar, hable con su médico sobre programas y medicamentos para dejar de fumar. Estos pueden aumentar sus probabilidades de dejar el hábito para siempre.

La atención de seguimiento es una parte clave de su tratamiento y seguridad. Asegúrese de hacer y acudir a todas las citas, y llame a su médico si está teniendo problemas. También es una buena idea saber los resultados de los exámenes y mantener una lista de los medicamentos que toma.

¿Cuándo debe pedir ayuda?

Llame al 911 en cualquier momento que considere que necesita atención de urgencia. Por ejemplo, llame si:

  • Se desmayó (perdió el conocimiento).
  • Tiene graves dificultades para respirar.
  • Tiene dolor repentino en el pecho y falta de aire, o tose sangre.
  • Tiene dolor intenso en el pecho.
  • Tiene síntomas de un ataque al corazón. Estos pueden incluir:
    • Dolor o presión en el pecho, o una sensación extraña en el pecho.
    • Sudoración.
    • Falta de aire.
    • Náuseas o vómito.
    • Dolor, presión o una sensación extraña en la espalda, el cuello, la mandíbula o la parte superior del abdomen, o en uno o ambos hombros o brazos.
    • Aturdimiento o debilidad repentina.
    • Latidos cardíacos rápidos o irregulares.
    Después de llamar al 911, el operador podría decirle que mastique 1 aspirina para adultos o entre 2 y 4 aspirinas de dosis baja. Espere a la ambulancia. No trate de conducir usted mismo.
  • Tiene síntomas de angina (como dolor o presión en el pecho) que no desaparecen con descanso o que no mejoran a los 5 minutos de haber tomado una dosis de nitroglicerina.

Llame a su médico ahora mismo o busque atención médica inmediata si:

  • Tiene dolor que no mejora después de tomar analgésicos.
  • Tiene fiebre de más de 100°F (37.8°C).
  • Tiene puntos de sutura flojos o se le abre la incisión.
  • El vendaje que cubre la incisión está empapado con sangre de color rojo vivo.
  • Tiene señales de infección, tales como:
    • Aumento del dolor, la hinchazón, el enrojecimiento o la temperatura.
    • Vetas rojizas que salen de la incisión.
    • Pus que sale de la incisión.
    • Ganglios linfáticos inflamados en el cuello, las axilas o la ingle.
    • Fiebre.
  • Tiene señales de un coágulo de sangre, tales como:
    • Dolor en la pantorrilla, el muslo, la ingle o detrás de la rodilla.
    • Enrojecimiento e hinchazón en la pierna o la ingle.
  • Los latidos del corazón son muy rápidos o muy lentos, tiene latidos irregulares o aleteo en el pecho.
  • Siente mareos o aturdimiento, o que está a punto de desmayarse.
  • Presenta nueva o mayor falta de aire.

Preste especial atención a los cambios en su salud y asegúrese de comunicarse con su médico si:

  • Tiene un aumento de peso repentino, como 3 libras (1.4 kg) o más en un período de 2 a 3 días.
  • Tiene las piernas, los tobillos o los pies más hinchados.
  • Tiene inquietudes sobre la incisión.
  • Se siente muy triste o tiene otras señales de depresión, como problemas para dormir o comer.
  • Tiene preguntas acerca de la alimentación, el ejercicio, cómo dejar de fumar o reducir el estrés después de la cirugía.