• English

Pruebas de clamidia

Generalidades de la prueba

Las pruebas de clamidia utilizan una muestra de líquido corporal u orina para averiguar si las bacterias de la clamidia (Chlamydia trachomatis) están presentes y causan una infección. La clamidia es la infección de transmisión sexual (STI, por sus siglas en inglés) bacteriana más común en los Estados Unidos.

Pueden hacerse varios tipos de pruebas para detectar una infección por clamidia. La mayoría de las pruebas usan una muestra de líquido corporal de la zona afectada.

  • Pruebas de amplificación de ácido nucleico (NAAT, por sus siglas en inglés). Estas pruebas detectan el material genético (ADN) de las bacterias de la clamidia. Estas pruebas son muy buenas para identificar clamidia. Una prueba que es positiva casi siempre significa que el problema existe, y es poco probable que arroje resultados positivos falsos. Una prueba de la reacción en cadena de la polimerasa (PCR, por sus siglas en inglés) es un ejemplo de una prueba de amplificación de ácido nucleico. Esta prueba también puede hacerse en una muestra de orina.
  • Pruebas de hibridación de ácido nucleico (prueba de sonda de ADN). Una prueba de sonda también encuentra el ADN de la clamidia. La prueba de sonda es muy precisa, pero no es tan sensible como las pruebas de amplificación de ácido nucleico.
  • Enzimoinmunoanálisis de adsorción (ELISA, EIA, por sus siglas en inglés). Esta prueba rápida detecta las sustancias (antígenos de la clamidia) que hacen que el sistema inmunitario combata la infección por clamidia.
  • Prueba directa de anticuerpos fluorescentes (DFA, por sus siglas en inglés). Esta prueba también detecta los antígenos de la clamidia.
  • Cultivo de clamidia. Un cultivo es un recipiente especial que permite el crecimiento de las bacterias de la clamidia. Los resultados llevan más tiempo (de 5 a 7 días) que los de las otras pruebas. El cultivo debe realizarse en un laboratorio.

Por qué se hace

Una prueba de clamidia se realiza para:

  • Ver si los síntomas de una infección de transmisión sexual (STI, por sus siglas en inglés) son causados por una infección por clamidia.
  • Controlar a las personas que se encuentren en alto riesgo de infectarse con clamidia. Una infección por clamidia no siempre causa síntomas. El U.S. Preventive Services Task Force (Grupo Especial de Servicios Preventivos de los EE. UU. o USPSTF, por sus siglas en inglés) aconseja hacerse controles para detectar la presencia de clamidia a:
    • Todas las mujeres sexualmente activas de 24 años o menos.
    • Mujeres mayores de 24 años con comportamientos sexuales de alto riesgo.
    • Todas las mujeres embarazadas en el primer trimestre y nuevamente en el tercer trimestre, si se informan comportamientos sexuales de alto riesgo. Tratar a una mujer embarazada que tiene una infección por clamidia puede evitar una infección en el recién nacido.
    • Todas las mujeres con enfermedad inflamatoria pélvica (EIP).
    • Todas las mujeres con síntomas de una infección cervical (cervicitis) detectada durante un examen pélvico.
  • Controlar a un recién nacido cuya madre tuvo una infección por clamidia al momento del parto para detectar si se contagió.

Cómo prepararse

Una prueba de clamidia se hace en una muestra de orina o de líquido (muestra directa) recolectada de la zona del cuerpo con mayor probabilidad de estar infectada. Si su prueba de clamidia se hace en una:

  • Muestra de orina: No orine por 2 horas antes de que recolecte una muestra de orina.
  • Muestra directa (usualmente del cuello uterino): No se debe usar lavados vaginales ni cremas o medicamentos vaginales por 24 horas antes de hacerse una prueba de clamidia.

Cómo se hace

Muestra de orina

Si se recolecta una muestra de orina para una prueba de amplificación de ácido nucleico, (como una prueba PCR, por sus siglas en inglés) no orine durante 2 horas antes de la prueba. No se limpie la zona genital antes de orinar. Recoja la primera parte de su flujo de orina, inmediatamente cuando empiece a orinar.

Muestra directa

En una muestra directa, se toma una muestra de líquido corporal de la zona afectada. En los adultos, esas zonas pueden incluir el cuello uterino, la uretra, la vagina, el recto o el ojo.

  • Para los hombres. Para recoger una muestra de la uretra o el recto, su médico insertará un hisopo en la abertura de la uretra o del recto. Es más probable que se detecte clamidia en una muestra tomada de la uretra si el hombre no ha orinado durante al menos 2 horas antes de la toma de la muestra.
  • Para las mujeres. Para recolectar una muestra del cuello uterino, usted deberá quitarse la ropa de la cintura para abajo y colocarse un protector de tela alrededor de la cintura. Estará acostada boca arriba en la mesa de examen con los pies elevados y sostenidos por estribos. Esto le permite a su médico examinarle la vagina y la zona genital. El médico le insertará un espéculo lubricado en la vagina. El espéculo separa suavemente las paredes de la vagina y, de este modo, permite revisar el interior de la vagina y el cuello uterino. Las muestras se recolectan del cuello uterino con un hisopo o con un cepillo pequeño.
  • Para recoger una muestra del ojo, su médico cepillará suavemente el interior de sus párpados inferiores y superiores con un hisopo.

También hay una prueba personal para que las mujeres recojan una muestra de su vagina y la lleven al laboratorio para análisis.

En raras ocasiones, puede hacerse un cultivo de garganta.

Qué se siente

No hay molestias al recolectar una muestra de orina.

Recoger una muestra de líquido de la uretra, del ano o del recto puede causar una incomodidad o un dolor ligeros.

Recoger una muestra del cuello uterino puede causar una incomodidad ligera. La mayoría de las mujeres encuentra que este procedimiento es similar a realizarse una prueba de Papanicolaou o un examen pélvico. Algunas mujeres sienten cólicos cuando el espéculo se encuentra dentro de la vagina.

Recoger una muestra del ojo no duele, a menos que los párpados tengan llagas.

Riesgos

No hay posibilidad de que surjan problemas en una recolección de una muestra de orina.

Hay muy pocas probabilidades de tener problemas cuando se recolecta una muestra de líquido del cuello uterino, la uretra, el recto, los ojos o la garganta.

En casos raros, una persona puede sentirse súbitamente mareada o puede sentir que se va a desmayar (síntoma llamado síncope vasovagal) debido al miedo o al dolor cuando se inserta el hisopo en la uretra.

Resultados

Las pruebas de clamidia utilizan una muestra de líquido corporal u orina para averiguar si las bacterias de la clamidia (Chlamydia trachomatis) están presentes y causan una infección.

Pruebas de clamidia
Normal:

No se encuentran antígenos ni ADN de clamidia. Si se hace un cultivo, las bacterias de clamidia no crecen en él. Para encontrar la causa de los síntomas pueden ser necesarias más pruebas de detección de otras infecciones de transmisión sexual (STI, por sus siglas en inglés).

Anormal:

Se encuentran antígenos o ADN de clamidia. Si se hace un cultivo, las bacterias de clamidia crecen en él.

Qué afecta esta prueba

Los motivos por los que es posible que usted no pueda realizarse la prueba o que los resultados no sean útiles incluyen:

  • Tener heces en la muestra rectal.
  • Tomar antibióticos antes de la prueba.

Para pensar

  • Si se sospecha de una infección por clamidia, no tenga relaciones sexuales hasta que los resultados del examen hayan regresado. Si de hecho tiene una infección por clamidia, no tenga relaciones sexuales durante 7 días después del inicio del tratamiento. Sus parejas sexuales también deben tratarse por una infección por clamidia, de manera que usted no vuelva a infectarse y que otros no se infecten.
  • Solamente se necesita una prueba de laboratorio (NAAT, ELISA, DFA, prueba de sonda de ADN o cultivo de clamidia) para diagnosticar clamidia. Su médico puede elegir qué prueba usar.
  • Su médico está obligado a informar el resultado de su prueba de clamidia al departamento de salud del estado. El departamento puede ponerse en contacto con sus parejas sexuales para informarles que también necesitan tratamiento.
  • El examen y el tratamiento de clamidia pueden ayudar a evitar la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP). Para obtener más información sobre el tratamiento por una infección por clamidia, vea el tema Clamidia.
  • Pueden presentarse otras infecciones de transmisión sexual al mismo tiempo que la clamidia. De modo que es importante hacerse pruebas y tratamientos para todas las STI. La clamidia, al igual que otras STI, también puede aumentar la posibilidad de contraer el virus de inmunodeficiencia humana (VIH). Puede ofrecerse una prueba de detección de VIH al mismo tiempo que la prueba para clamidia u otras STI.

Referencias

Otras obras consultadas

  • Chernecky CC, Berger BJ (2008). Laboratory Tests and Diagnostic Procedures, 5th ed. St. Louis: Saunders.
  • Fischbach FT, Dunning MB III, eds. (2009). Manual of Laboratory and Diagnostic Tests, 8th ed. Philadelphia: Lippincott Williams and Wilkins.

Créditos

Por El personal de Healthwise
Revisor médico primario Sarah Marshall, MD - Family Medicine
Revisor médico especializado Devika Singh, MD, MPH - Infectious Disease
Última revisión 11 diciembre, 2012

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2013 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.


The Health Encyclopedia contains general health information. Not all treatments or services described are covered benefits for Kaiser Permanente members or offered as services by Kaiser Permanente. For a list of covered benefits, please refer to your Evidence of Coverage or Summary Plan Description. For recommended treatments, please consult with your health care provider.

Obtenga información de salud en español