Bronquios normales e inflamados

Instrucciones de cuidado

El edema pulmonar es la acumulación de líquidos en los pulmones. Por lo general, ocurre cuando el corazón no bombea bien la sangre al cuerpo. El edema pulmonar puede ser causado por otra enfermedad, como la insuficiencia hepática o renal. También puede ocurrir a grandes alturas, por envenenamiento o como resultado de haber estado a punto de ahogarse.

Si tiene líquido en los pulmones, es posible que tenga problemas para respirar, esté inquieto, tenga una frecuencia cardíaca rápida o tosa un líquido espumoso de color rosáceo. Los problemas para respirar pueden empeorar cuando está acostado.

La atención de seguimiento es una parte clave de su tratamiento y seguridad. Asegúrese de hacer y acudir a todas las citas, y llame a su médico si está teniendo problemas. También es una buena idea saber los resultados de sus exámenes y mantener una lista de los medicamentos que toma.

¿Cómo puede cuidarse en el hogar?

Medicamentos

 
  • Tome los medicamentos exactamente según las indicaciones. Llame a su médico si cree estar teniendo un problema con su medicamento.
  • Revise todos los medicamentos que tome con regularidad con su médico. No tome ningún tipo de vitaminas, medicamentos de venta libre ni productos herbarios sin hablar primero con su médico.

Dieta

  • Siga una dieta equilibrada. Si tiene preguntas sobre qué tipo de dieta podría ser adecuada para usted, haga una cita con un dietista.
  • No consuma más de 2,000 miligramos (mg) de sodio al día. Eso es menos de una cucharadita de sal al día, incluyendo toda la sal que ingiere en comidas preparadas o envasadas.
    • No añada sal al cocinar ni en la mesa. Sazone sus comidas con ajo, jugo de limón, cebolla, vinagre, hierbas y especias en lugar de sal.
    • Coma menos comidas procesadas y de restaurantes, incluso comidas rápidas.
    • Utilice alimentos frescos o congelados en lugar de alimentos enlatados.
    • Cuente y registre cuánto sodio consume al día. Verifique el sodio en las etiquetas de los alimentos.
    • Pregúntele a su médico antes de usar sustitutos de la sal que tengan potasio, como Lite Salt.

Estilo de vida

  • Manténgase alejado del aire contaminado, el smog, el aire frío y seco, el aire caliente y húmedo, y las grandes alturas.
  • Aprenda métodos para respirar que ayuden al aire a entrar y salir de sus pulmones.
  • Tómese descansos con frecuencia. Planifique descansos cortos cuando esté haciendo las tareas del hogar y otras actividades. Un terapeuta ocupacional o un fisioterapeuta puede ayudarlo a encontrar maneras de hacer las actividades diarias con menos esfuerzo.
  • Comience con ejercicio suave si su médico lo aprueba. Trate de mantenerse tan activo como le sea posible. Si no ha hecho ejercicio en el pasado, comience poco a poco. Caminar es una buena forma de empezar.
  • Descanse lo suficiente de noche. Dormir con 1 o 2 almohadas debajo de la cabeza y la parte superior del cuerpo puede ayudarlo a respirar mejor de noche.
  • Hable sobre la rehabilitación con su médico. Averigüe qué programas hay disponibles en su localidad.
  • No fume ni use otros productos derivados del tabaco. Fumar puede empeorar el problema. Si necesita ayuda para dejar de fumar, hable con su médico sobre programas y medicamentos para dejar de fumar. Pueden aumentar sus probabilidades de dejar el hábito para siempre.
  • No beba alcohol ni use drogas ilegales.

¿Cuándo debe pedir ayuda?

Llame al 911 en cualquier momento que considere que necesita atención de urgencia. Por ejemplo, llame si:

  • Tiene serias dificultades para respirar.
  • Se desmayó (perdió el conocimiento).
  • Tiene síntomas de un ataque al corazón. Estos pueden incluir:
    • Dolor o presión en el pecho, o una sensación extraña en el pecho.
    • Sudoración.
    • Falta de aire.
    • Náuseas o vómito.
    • Dolor, presión o una sensación extraña en la espalda, el cuello, la mandíbula o la parte superior del abdomen, o en uno o ambos hombros o brazos.
    • Aturdimiento o debilidad repentina.
    • Latidos del corazón rápidos o irregulares. Dolor que se extiende desde el pecho hasta el cuello, la mandíbula, o uno o ambos hombros o brazos.

Después de llamar al 911, es posible que el operador le diga que mastique 1 aspirina para adultos o de 2 a 4 aspirinas de dosis baja. Espere a una ambulancia. No intente conducir usted mismo.

Llame a su médico ahora mismo o busque atención médica inmediata si:

  • Tiene problemas para respirar, o respiración sibilante (con silbidos) que empeora.
  • Tose con más profundidad o con más frecuencia.
  • Tose sangre.
  • Tiene fiebre.
  • Tiene más hinchazón en las piernas o el abdomen.
  • Sus síntomas están empeorando.

Preste especial atención a los cambios en su salud y asegúrese de comunicarse con su médico si tiene algún problema.

¿Dónde puede encontrar más información en inglés?

Vaya a https://www.healthwise.net/patientEd

Escriba B937 en la celda de búsqueda para aprender más acerca de "Edema pulmonar: Instrucciones de cuidado".